09 septiembre 2022
09 sep 2022

Pasión por Dehon y la espiritualidad dehoniana

El P. Yves Ledure, scj ha fallecido a la edad de 88 años. Una personalidad que tuvo una fuerte influencia en el conocimiento y la reflexión sobre el P. Dehon y la espiritualidad dehoniana. Os dejamos el recuerdo personal del P. Stefan Tertünte, antiguo director del Centro de Estudios Dehonianos de Roma.

de  Stefan Tertünte, scj

email email whatsapp whatsapp facebook twitter Versión para imprimir

Después del P. André Perroux scj, el P. Yves Ledure scj es otra personalidad que ha influido de manera decisiva en el conocimiento y la reflexión sobre Léon Dehon y la espiritualidad dehoniana en nuestra Congregación y fuera de ella. Como dehoniano alemán, podría escribir mucho sobre las especiales relaciones de fraternidad-amistad que mantuvo con la Provincia Alemana de la Congregación, y su obra filosófica sería también un tema propio. En esta breve contribución, sin embargo, me gustaría subrayar algunos acentos de su obra, que tal vez dejen claro -aunque de forma incompleta- el significado que el P. Yves Ledure tuvo para el proceso actual de búsqueda y encuentro de la identidad en la comunidad religiosa y que tendrá más allá de su muerte.

Volver a las fuentes

En la Congregación nos hemos acostumbrado a los volúmenes verdes y marrones de las Notes sur l’Histoire de ma vie (de 1975) y las Notes Quotidiennes (1988). En este proceso, se perdió un poco de vista que varios años antes, en 1964, se habían publicado en el Escolasticado francés de Lyon al menos los tres primeros volúmenes de las Notes Quotidiennes, entonces todavía mecanografiados, con una amplia introducción del joven sacerdote Yves Ledure, que sólo tenía 30 años. Su principal competencia de formación académica fue la filosofía, que enseñó e investigó principalmente en el Instituto Católico de París. No era un filólogo, ni un historiador, ni un teólogo educado más allá del nivel normal para los sacerdotes. Sin embargo, la pasión de su vida fue conocer cada vez mejor la persona de Léon Dehon, su personalidad, su obra y su espiritualidad, sobre todo a través del estudio de los textos fuente y de los contextos.

Un lugar para Dehon entre el público

Yves Ledure siempre ha procurado que sus escritos sobre Dehon sean publicados por editoriales reconocidas. En este sentido, los contactos que había desarrollado a través de su carrera universitaria fueron bastante útiles. No le preocupaba la vanidad personal. Más bien, quería hacer que Dehon fuera accesible al mayor público posible, y promover la percepción de Dehon por parte de otros estudiosos. Sólo si existieran obras ampliamente publicadas sobre Dehon, éste no sólo sería notado, sino también investigado y citado. Petite vie de Léon Dehon, publicado en 1993 por Desclée de Brouwer, Prier 15 jours avec Léon Dehon, publicado en 2003 por Nouvelle Cité y Le Père Léon Dehon 1843-1925. Entre mystique et catholicisme social, publicado por Les Editions du Cerf en 2005, hicieron que Dehon fuera accesible a un amplio público de una manera que las publicaciones puramente internas de la Congregación nunca podrían haber hecho.

Un lugar para Dehon en la investigación académica

Yves Ledure siempre se preocupó por dar a Dehon un lugar en el discurso académico, especialmente en la investigación histórica. Lo sabía: hay que ofrecer a los investigadores buenas razones y buenas oportunidades para tratar con Dehon. Un punto culminante de estos esfuerzos fue, sin duda, el coloquio que organizó con motivo de las celebraciones del centenario de la Rerum Novarum, al que asistieron, efectivamente, los grandes nombres del gremio de historiadores de la época y que exploró a Dehon: Pierre Pierrard, Dominique Durand, Jean-Marie Mayeur, Philippe Levillain y otros. En 1992 Ledure publicó las contribuciones del coloquio bajo el título Rerum Novarum en France. Le P. Dehon et l’engagement social de l’Eglise publicado por Editions universitaires en París. El valor de la publicación consiste no sólo en las numerosas contribuciones que tratan del compromiso social y societario de Dehon, en algunos casos de alto nivel. Sin estas y otras publicaciones mencionadas anteriormente, Dehon nunca habría sido mencionado varias veces en la obra estándar de la historia de la iglesia Histoire du Christianisme en el volumen 11. Y un Pierre Pierrard nunca lo habría incluido en la lista de Ces croyants qui ont fait le siècle (Bayard, 1999).

La no-salvación: retroceso y misión al mismo tiempo

Nunca he hablado personalmente con el P. Ledure sobre cómo vivió la no beatificación del P. Dehon en 2005. Sin duda fue también un gran revés para él personalmente y sus esfuerzos. Después de todo, había escrito dos publicaciones, Prier 15 jours avec Léon Dehon en 2003 y Le Père Léon Dehon 1843-1925. Entre mystique et catholicisme social en 2005, con la mente puesta en la beatificación. Es de imaginar que también le afectó personalmente que los periódicos franceses hablaran ahora de Dehon como el cura antisemita. No quiso aceptar sin más la acusación demasiado generalizada de antisemitismo. Mientras que la comisión histórica anunciada por el Vaticano no llegó a retomar sus trabajos, Yves Ledure organizó en París, bajo grandes dificultades eclesiásticas, un seminario cuyos trabajos se publicaron bajo el título Catholicisme social et question juive. Le cas Léon Dehon (1843-1925) fue publicado en 2009 por Desclée de Brouwer/Lethielleux. Una vez más, fueron tanto los dehonianos cualificados como los historiadores reconocidos quienes abordaron este aspecto de la obra de Dehon: Jean-Marie Mayeur, Jacques Prévotat, Joseph Famerée scj, Marcello Neri scj, Jean-Yves Calvez sj, Philippe Boutry, etc. Demostraron que la cuestión debía considerarse de forma mucho más compleja y diferenciada y desdramatizaron la acusación general contra Dehon. Pero nadie quería oírlo. Sigue siendo irritante que el mundo profesional no haya querido hacer caso de este libro y -por decirlo de forma drástica- lo haya boicoteado.

Su obra: una cuestión de identidad

Además, por falta de conocimientos suficientes, no puedo abarcar toda la obra del P. Yves Ledure. Ha escrito muchos escritos biográficos realmente útiles sobre Dehon. Además, ha hecho repetidos intentos hermenéuticos para llevar la dialéctica entre la memoria colectiva y las percepciones siempre nuevas -no sólo históricas- a las descripciones actuales de la identidad dehoniana, probablemente con mayor claridad en Le Code du Royaume. Léon Dehon et la spiritualité du Coeur de Jésus, Verlag Heimat und Mission 2001. También se han criticado algunas cosas en él, como lo que él considera la comprensión central, pero en última instancia demasiado ontológica, del sacerdocio, que sigue estando demasiado cerca de las ideas de la École française de spiritualité. Los esfuerzos de Ledure por acercarse a la Escritura y a la teología postconciliar no se aplican con la suficiente consistencia para una verdadera refundación espiritual (réfondation spirituelle).

Me gustaría limitarme a un tema que ha atravesado la obra de Ledure desde el principio y que aún hoy nos preocupa: Ya en 1968, en una publicación en lengua alemana, el entonces joven de 34 años expresó su malestar por la relación entre el apostolado (social) y la espiritualidad en Dehon. Ve una yuxtaposición casi súbita, una dicotomía, sobre todo porque la devoción al Sagrado Corazón, tal como la percibía entonces, apuntaba demasiado a la santificación personal y a la evasión del mundo. En los años siguientes, intentó repetidamente reformular la espiritualidad del Sagrado Corazón y la identidad del dehoniano como religioso sacerdote, pero durante mucho tiempo no permitió que el compromiso social dehoniano fuera una parte identitaria de la Congregación. Esto quizá también pueda verse en el contexto de los conflictos ideológicos, especialmente en la década de 1970. Lo que siempre me ha impresionado de Yves Ledure es su capacidad para corregirse en este punto y decirlo o escribirlo abiertamente. En Prier 15 jours avec Léon Dehon (2003), confiesa: Durante mucho tiempo se ha creído que había una ruptura entre la vida y la obra del padre Dehon, una especie de incompatibilidad de orientaciones diferentes. Por un lado, una devoción autónoma al Sagrado Corazón, por otro, su compromiso social con la justicia y la democracia en la línea de la doctrina social de la Iglesia. Esta lectura, que yo mismo he defendido, apunta a una concepción discutible de la espiritualidad del Sagrado Corazón…(p. 84s). En cambio, subraya que la meditación de Dehon sobre el Cristo sufriente es siempre, al mismo tiempo, una reflexión sobre el destino de una humanidad humillada y una compasión por todos los que sufren en la vida. Así se entiende mejor que la espiritualidad del Corazón de Jesús haya llevado a León Dehon a trabajar constantemente por los que soportan más pesada y dolorosamente la cruz de la vida(83s.). Y luego, consecuentemente, dice que conceptos como la reparación y el sacrificio sólo tienen sentido como expresión del ágape, el amor activo, que encuentra su cumbre en la vida eucarística. A partir de ahí, las aportaciones de Ledure invocan prácticamente la unidad de la espiritualidad y el compromiso social, para él sobre todo social, que los dehonianos deben encontrar y formular de nuevo. El último artículo de Yves Ledure para nuestra revista Dehoniana en 2012 lleva incluso la angustiosa pregunta: Léon Dehon entre mythe et histoire. L’oubli du sociétal? [Léon Dehon entre el mito y la historia. ¿El olvido de lo social?], la preocupación de que el compromiso socio-social en la práctica y la reflexión apostólica y espiritual, que para él forma ya parte del núcleo identitario dehoniano, pueda quedarse corto.

La última Conferencia General de la Congregación, en la primavera de 2022, probablemente no habría satisfecho las exigencias intelectuales de Yves Ledure. Sin embargo, ha puesto en el punto de mira y en el corazón de todos nosotros las formas de vivir y comprender esa unidad salvífica del compromiso social y societario y la espiritualidad del Corazón de Cristo por la que siempre luchó un Yves Ledure.

Profesor de filosofía en su principal profesión, luchador por una identidad dehoniana intelectualmente honesta en el fondo, enriquecedora más allá de su muerte. Con este espíritu, ha animado y guiado en repetidas ocasiones a jóvenes religiosos de su Provincia en temas dehonianos en tesis de licenciatura y doctorado durante las últimas décadas. Con todas sus asperezas, la Congregación puede contemplar con gratitud un esfuerzo de casi toda la vida por entender la vocación dehoniana en la actualidad.

Artículo disponible en:

Suscríbete
a nuestra newsletter

SUSCRIBIR

Síguenos
en nuestros canales oficiales

 - 

Suscríbete
a nuestra newsletter

Enviar el email a
Declaro que he leído y entendido la Política de Privacidad.